Síguenos en Facebook   Síguenos en Twitter    Quiénes Somos  |  Sucursales  |  Marcas  |  Servicio Técnico  |   Servicios  |  Conv. Marco  |  Contacto 
  Portada | Medicina | Odontología | Home Care | Ortopedia | Muebles Clínicos | Podología | Laboratorio | Veterinaria
Bienvenidos / Nosotros Historia Recursos Humanos
Dispositivos Medicos Mobiliario

Enemigos al acecho en pisinas.

Nadie pone en duda que un refrescante chapuzón en una piscina es una de las mejores formas de capear el calor en verano, sin embargo ¿Sabía usted que existen varias enfermedades infecciosas a la espera en este lugar?.

Prevencion infecciones en pisinas

Según el Dr. Juan Pedro Lonza, especialista de SOCHIDERM, "Algunas de las enfermedades infecciosas más frecuentes que se pueden adquirir bañándose en pisinas son la micosis, el impétigo y los forúnculos. Estos agentes infecciosos esperan la temporada de calor para capturar a sus víctimas, pero hay formas de prevenirlos."

La micosis es la forma de denominar una infección por hongos, también conocido como tiña. El impétigo, en cambio, es una infección por bacterias en heridas o zonas de la piel previamente enferma y se caracteriza por producir costras con aspecto de cera de abejas (pus), en cambio los forúnculos son infecciones por estafilococo y se detectan por ser una hinchazón dolorosa.

Todos estos agentes producen enfermedades a la piel que son totalmente evitables. El especialista recalca que el contagio no sólo se desarrolla en las piscinas, sino también en otros lugares, pero, durante esta época es donde más precauciones se deben tener ya que su transmisión es a través de los pies descalzos. Por lo general, los lugares en donde es más frecuente contagiarse de estas infecciones son duchas y lavamanos, saunas y jacuzzis, también en pastos donde deambulan perros y gatos; por lo que la recomendación es usar chalas y evitar el contacto directo con las superficies húmedas en donde otras personas transiten descalzas o hayan animales.

Otro factor de cuidado, según el experto, es el cloro. Este causa resecamiento de la piel y puede desencadenar irritaciones en personas sensibles. Si el problema fuera solamente piel seca, lo importante es usar hidratantes luego del baño.

En el caso de las enfermedades infecciosas, los tratamientos son bastante sencillos y consisten en terapias a base de cremas o medicamentos, o combinaciones de ellos lo que le permitirá volver a la pisina en un mediano plazo.

¿Cómo prevenirlas?

1. Ducharse antes de entrar a la pisina y bañarse inmediatamente después de salir.

2. Se recomienda utilizar gafas para pisina para evitar tanto la conjuntivitis como la inflamación por exceso de cloro.

3. Tener cuidado con el uso de toallas, use la propia.

4. Usar siempre sandalias, tanto en los alrededores de la pisina como en las duchas.

5. No tragu el agua de la pisina y trate de evitar que entre en su boca.

6. Lávese las manos con jabón y agua después de ir al baño o de cambiar pañales.

7. Use sandalias y recuerde secar muy bien sus pies, dedos y axilas antes de vestirse.

Fuente: Diario de la piel

Infecciones de la piel: Enemigos al acecho en pisinas - 2011
Image
INICIO CATEGORIAS CORPORATIVO
2006 DIPROMED S.A. Todos los derechos reservados.
Casa matriz: Palacio Riesco 4331 Huechuraba. Fono: 56-2 24731300 Fax: 56-2 2473 1398/99 P.O.Box 9760