Síguenos en Facebook   Síguenos en Twitter    Quiénes Somos  |  Sucursales  |  Marcas  |  Servicio Técnico  |   Servicios  |  Conv. Marco  |  Contacto 
  Portada | Medicina | Odontología | Home Care | Ortopedia | Muebles Clínicos | Podología | Laboratorio | Veterinaria
Bienvenidos / Nosotros Historia Recursos Humanos
Dispositivos Medicos Mobiliario

Adelgazar corriendo.

Correr es una forma barata y sencilla de adelgazar. No tienes que pagar cuota de gimnasio, ni entrenador personal, ni comprarte caros artilugios, ni aprender nuevos deportes, sólo debes tener unas buenas zapatillas, salir a la calle y ponerte a trotar, lo más difícil será el hacerte ese hábito y no dejarlo.

adelgazar corriendo

Correr es una de las actividades físicas que consumen más energía, así que con su práctica habitual puedes perder peso más rápidamente, pero no te ilusiones demasiado, según los estudiosos para perder un kilo de peso hay que quemar 7500 kilocalorías aproximadamente y corriendo puedes perder unas 70 kilocalorías por km, con lo cual, para perder un kilo tendrás que correr, redondeando, unos 110 km. Además debemos tener en cuenta que con el ejercicio se suele comer más, porque se gasta más, así que si tu intención es bajar peso deberás controlar tu alimentación. Por supuestos las cifras indicadas arriba son aproximativas y dependen de muchos factores, como son edad, sexo, peso, intensidad de ejercicio, pero sirven para hacerte una idea de lo que tendrás que esforzarte para bajar peso.

Algo muy positivo es que el metabolismo aumenta notablemente con el ejercicio, así que, incluso después de haber terminado, estarás quemando más calorías que habitualmente. Piensa en las calorías como si fuesen dinero y tu cuerpo como si fuese la cuenta del banco; si ingresas dinero en la cuenta (ingieres más calorías en tu cuerpo) aumentará tu saldo (engordas, tienes más calorías); por el contrario, si gastas mucho dinero de tu cuenta bancaria (gastas calorías) tu saldo mermará (adelgazas, tienes menos calorías).

Antes de seguir debes saber que un plan de adelgazamiento se basa en dos pilares fundamentales: la dieta y el ejercicio. Las recomendaciones que siguen a continuación están orientadas a completar tu plan de adelgazamiento en la parte de ejercicio físico, la parte de dieta la dejamos para los especialistas en este campo. Es sumamente recomendable ponerte en manos de alguno para que te ayude en tu bajada de peso. Las dietas milagrosas y los planes rápidos suelen ser engañosos y perjudiciales.

Claves para adelgazar corriendo

1. Lo más fácil para gastar más es hacer más ejercicio, es lógico, además cuanto más entrenes más se habitúa tu cuerpo a quemar grasa como combustible. Como no puedes hacerte de repente 100 km semanales para perder un kilo semanal, debes ir aumentando tus salidas 5 ó 10 minutos más cada semana, o bien un 10% más de kilometraje cada vez.

2. Para quemar el máximo, lo que hay que hacer es que tu cuerpo no se acostumbre al mismo entrenamiento. Un error habitual entre los corredores anti-kilos es hacer siempre lo mismo: la misma distancia, el mismo recorrido y al mismo ritmo. Esto para empezar es perfecto, pues te da seguridad, pero luego hay que dar un paso más adelante.

3. No dejes de comer. Correr y dejar de comer -o comer menos- es una mala combinación y malo para la salud, tu cuerpo necesita combustible. Lleva una buena alimentación, no hace falta que hagas dieta estricta, pero intenta hacer 3 o más comidas al día y evita los pasteles, confites, comida chatarra y todo ese picoteo que hace tanto daño entre horas. Puedes incluir en tu nueva alimentación tres o cuatro piezas de fruta al día entre comida y comida (almuerzo, merienda…).

4. Bebe dos litros de agua al día como mínimo. Correr te hace sudar y un buen funcionamiento de tu cuerpo necesita una buena hidratación.

5. ¡Cuidado! no por salir todos los días de la semana vas a adelgazar más. Ten siempre en mente que debes evitar el sobreentrenamiento.

Sal tres días a la semana, de 40 minutos hasta una hora cada vez, no hace falta más. Duerme bien y deja descansar a tu cuerpo, si no lo haces te notarás cansado y pesado, incapaz de volver a salir a correr y acabarás por aborrecer este magnífico deporte.

Hay que correr lo justo y si quieres añadir otras actividades pueden ser baile, gimnasio, nadar, o bicicleta, los otros 4 días.

6. Si no puedes mantener el ritmo, camina. No te preocupes si no puedes correr más de cinco minutos, es de lo más normal si no estás acostumbrado a correr.

7. Tras los primeros meses notarás que el progreso es menor. El cuerpo es una máquina muy bien calibrada y eficiente, y, tras los primeros meses de adaptación, “aprende” a quemar menos calorías con el mismo esfuerzo. No debes perder la paciencia y puedes empezar a pensar en variar tu entrenamiento de sólo carrera continua a ritmo tranquilo y empezar a meter cosas más explosivas como series y cambios de ritmo. Así volverás a quemar más calorías, además de entrenar mejor y hacerte más rápido.

No olvides que...

* En carrera continua, tienes que correr a un ritmo que te permita mantener una conversación con una persona que tuvieras al lado, sin ahogarte. No te preocupes si hay gente que va más deprisa, olvídate de seguir a otras personas, cada uno lleva su entrenamiento particular.

* Estirar es muy importante, sobre todo al acabar el entrenamiento.

* Aunque corres para adelgazar, no pienses que lo de las zapatillas de correr no va contigo. Tienes que usar unas buenas zapatillas de entrenamiento para evitar lesiones.

* Si descansas entre una sesión y otra correctamente, tu cuerpo se recuperará y evitarás el sobreentrenamiento.

Y ¿Qué esperas? A correr!!!

Adelgazar corriendo - 17 febrero 2012
Image
INICIO CATEGORIAS CORPORATIVO
2006 DIPROMED S.A. Todos los derechos reservados.
Casa matriz: Palacio Riesco 4331 Huechuraba. Fono: 56-2 24731300 Fax: 56-2 2473 1398/99 P.O.Box 9760